17 jul. 2014

Ponga una “Jasmine” en su vida. RUMS España #29

A esta blusa le había echado el ojo hace tiempo y no se por qué no la he cosido hasta ahora. Creo que principalmente por la pereza que me daba tener que localizar y pedir los patrones en papel -sobre todo si es fuera de España-, esperar a que te lleguen..., etc. El asunto quedó cómodamente resuelto cuando Telaria hizo acopio de casi todos los patrones de Colette: pedido hecho y en dos días en casa ¡qué bien!.


Esta blusa me gusta mucho porque es de esas prendas que aparentemente no tiene más artificios que la tira del escote cuyas puntas se montan a modo de lazo sencillo. No tiene botones, ni cremalleras, ni necesita tejido de punto para su confección y, sin embargo, te la puedes meter cómodamente por la cabeza y luego se acopla al cuerpo como un guante.



Es una estructura muy sencilla formada por cuatro piezas: dos para el delantero y dos para la espalda; la gracia es que van cortadas al biés, y curvadas tanto en las costuras laterales como en la frontal y la trasera. Esto permite una perfecta adaptación, una vez puesta, ni se te mueve.


Después, unas mangas sencillas y una tira en el escote. Eso es todo. Ofrece un par de versiones, con lazo corto como el mío o largo, que permite una lazada. También dos tipos de manga: más ancha y vaporosa y un poco menos (yo no hice ninguna de las dos porque tuve que adaptarme al tipo de tejido utilizado, así que le puse una manga normal con dos pincitas para que ajustaran un poco más en el brazo y no quedara lisa del todo).


En mi caso concreto tuve que hacer alguna modificación al patrón: he utilizado la talla 10 en la parte superior y la 12 para cintura y cadera, de acuerdo con las medidas que indica el patrón; pero cuando hice la primera prueba me di cuenta de que en la parte superior de la costura central delantera debía de quitarle aproximadamente 2,5 cm. (ya se sabe que Colette diseña para copas C); y en la costura central de la espalda también hube de reducir 1,5 cm. Conclusión: tallaje tirando a holgado (elemento importante a tener en cuenta para futuros patrones).


Una vez efectuadas estas rectificaciones, ha sido coser y cantar. Lleva muy pocas costuras, así es que se cose muy rápidamente.


Me ha parecido un patrón muy bien construido. Me encanta cuando ves que las marcas de todas las piezas coinciden perfectamente; cuando la costura del hombro tiene la misma forma que tu hombro y las mangas quedan clavadas en el lugar adecuado. Para quienes, como yo, no somos demasiado avezadas en la costura, estos detalles son muy muy de agradecer.


Tenía previsto utilizar otra tela con más caída que tenía en casa, pero al ir al biés necesitaba más cantidad de tela. Al final utilicé esta gasa de Nani Iro que compré el año pasado, también en Telaria, suave, fresca, luminosa, y que al llevar doble capa no transparenta en absoluto.







Has visto ya lo que se cuece en RUMS España esta semana?